Entonces llega la noche, no hay tiempo para reproches, yo no me pierdo esta noche, la vida se empieza a celebrar!

24/1/13

Estoy harta de ver médicos  Estoy harta de que cada uno diga una cosa diferente a todo lo que tengo, necesito salir de este pozo urgente, la única persona que me podría salvar, es la que me puede ahogar, a su vez.
Y cuando necesitaba escuchar su voz, no estaba, creo que era más que amor, era obsesión. La idea de poderarlo me gustaba más que la de amarlo. 
Todas las paredes a veces se me cierran, a veces todo se pone oscuro. A veces no quiero que nadie me toque y me dejen en una esquina hablando conmigo misma para tratar de no decaer.
Hay veces que no me doy cuenta y estoy sentada tocándome la cabeza, mordiéndome las uñas, rascándome las piernas... preguntándome porque nadie podía repararme, o peor, porque yo no podía.
Mi mente era como una laguna, pero de colores. Vivía perdida y no por las sustancias, vivía perdida porque no podía pensar en todo, siempre me caracterice por tener una memoria selectiva, siempre recordar las cosas buenas, y las peores cosas, olvidarlas como por arte de magia. Pero cuando estaba en la mejor situación  lo malo se agravaba.

No puedo forzar a enamorarme de nadie. Conozco un chico que es básicamente el cielo, y no puedo sentir nada por él, lo quiero como un amigo, porque no sale de adentro mio amarlo, o "desearlo".


Julio 2012.
"- Yo se que si vos estarías con otro chico después de mí, yo me moriría"

Y acá seguis vivo, sin pescar ni un resfriado

"- No podría estar con nadie. Vos sos mi vida, basicamente sos mi dosis diaria de oxigeno. O más importante que él. Al oxigeno lo puedo suplantar con un respirador. A vos por nada"


Y yo sigo fiel a mi promesa de amarlo para toda la vida.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails